Carboxiterapia

QUÉ ES LA CARBOXITERAPIA

La carboxiterapia es una de las técnicas para combatir celulitisflacidez y grasa localizada. Es un método mínimamente invasivo que consiste en la aplicación del gas dióxido de carbono (CO2) por vía subcutánea mediante pequeñas infiltraciones en los tejidos afectos.

 

La celulitis se ha definido como una dermopatía vasculopática. Es un proceso muy complejo en cuya fisiopatología hay como denominador común: un trastorno microcirculatorio a nivel local. Al no producirse un drenaje correcto de los adipocitos, los desechos e impurezas se acumulan de forma líquida al principio para adquirir después una consistencia espesa o gelatinosa.

La presencia de este gel con sustancias tóxicas no drenadas produce una irritación de los fibroblastos, que responden produciendo colágeno, dando como resultado unos puentes cicatriciales que traccionan y estrangulan a los vasos, dificultando aún más el metabolismo de dicho tejido y cerrando un círculo vicioso que da como resultado la temida celulitis.

Tratamiento de la celulitis en abdomen con carboxiterapia en IML (Madrid)

La inyección de CO2, que es como se aplica la carboxiterapia, produce en la circulación una mejora del intercambio gaseoso, reestableciendo la microcirculación, aumentando la cantidad y velocidad de flujo sanguíneo y rompiendo el círculo vicioso que se produce en los tejidos afectos.

La mejora en el intercambio gaseoso permite que el CO2 sea utilizado para las reacciones metabólicas, entre la que se encuentra la combustión de las grasas (mecanismo por el cual se justifica la disminución del tamaño de los adipocitos; proceso oxidativo lipolítico fisiológico), a lo cual se suma la disminución de volumen del tejido entre los adipocitos por el mecanismo anteriormente expuesto. Esto da como resultado una mejora en la calidad de la piel, una disminución de volumen de la zona y el alivio de los síntomas que acompañan a la celulitis, como pesadez.

la carboxiterapia es un tratamiento eficaz contra la celulitis y la piel de naranja

TRATAMIENTO DE CARBOXITERAPIA PARA CELULITIS Y FLACIDEZ

La técnica de la Carboxiterapia es muy sencilla. Se realiza a través de un equipo especialmente diseñado que permite controlar la velocidad de flujo y el tiempo de inyección, así como monitorizar la dosis administrada. Se aplican varias inyecciones con una aguja de diámetro inferior a la de Insulina.

El gas se difunde rápidamente a los tejidos adyacentes. No presenta efectos secundarios, salvo un ligero y fugaz dolor en la zona de aplicación y un pequeño enrojecimiento que perdura unos minutos. También podemos apreciar alguna pequeña equimosis en el punto de punción que desaparecerá en pocos días.

Una vez finalizada la sesión se suele complementar con Presoterapia o Masaje Subdérmico Microalveolar para incrementar la difusión del gas a los tejidos adyacentes.

La combinación de la Carboxiterapia Volumétrica más la aplicación de la terapia subdérmica microalveolar mejora exponencialmente los resultados, ya que, por un lado, la infiltración de un mayor flujo de CO2 incrementa los beneficios en las zonas tratadas y, por otro lado, la terapia o masaje subdérmico microalveolar distribuye eficientemente el CO2 por los tejidos, optimizando así el tratamiento.

NÚMERO DE SESIONES Y RECUPERACIÓN POST-TRATAMIENTO

El número de sesiones es variable y depende de las características y necesidades concretas de cada paciente, pero se consideran necesarias un mínimo de 15 aplicadas, 2 ó 3 veces por semana.

Una vez finalizada la sesión, el paciente puede incorporarse a sus actividades de la vida cotidiana, evitando el sol durante las siguientes 24-48 horas.

OTRAS APLICACIONES DE LA CARBOXITERAPIA

Los efectos beneficiosos que desencadena la infiltración controlada de anhídrido carbónico en los tejidos ha convertido a la carboxiterapia en una técnica cada vez más utilizada en diferentes especialidades médicas.

  • Medicina Estética Corporal, para combatir la celulitis y la grasa localizada.
  • Medicina Estética Facial, para eliminar las ojeras moradas y arrugas.
  • Medicina Estética Capilar, para estimular el bulbo piloso y detener la alopecia difusa.

CARBOXITERAPIA PARA LA CELULITIS Y LA GRASA LOCALIZADA

La celulitis está vinculada a un trastorno circulatorio a nivel local que impide el correcto drenaje de los adipocitos, en un proceso que termina formando los hoyuelos conocidos como piel de naranja.

Uno de los tratamientos para mejorar el aspecto y el tacto de la celulitis es la carboxiterapia. La infiltración subcutánea de COproduce los siguientes beneficios:

  • Aumenta la velocidad y cantidad del flujo sanguíneo.
  • Favorece el drenaje.
  • Estimula el metabolismo local de forma natural.
  • Se activa el proceso lipolítico o de eliminación de los lipocitos.
  • Mejora la elasticidad de la piel.
  • Se alisa el efecto “capitoné” característico de la celulitis.

Carboxiterapia en glúteos

La cantidad de gas que se infiltra bajo la piel influye radicalmente en el resultado del tratamiento. La eficacia de la carboxiterapia se multiplica a nivel exponencial a mayor cantidad de CO2 infiltrado.

Por este motivo, nuestros médicos infiltran un mínimo de 2000 ml de gas carbónico en la zona a tratar durante al menos 30 minutos. Esta dosis es controlada en todo momento y se aplica a través de un equipo que controla la velocidad del flujo y el tiempo de infiltración del CO2.

Por lo general suelen ser necesarias 10 sesiones, que pueden aplicarse dos veces por semana, con un espacio de 3 días entre sesión y sesión.

Se recomienda evitar el sol en la zona tratada durante las 24-48 horas siguientes al tratamiento.

Debido a que la celulitis es un problema crónico en el que influyen diversos factores,  recomiendan la combinación personalizada de la carboxiterapia con otros tratamientos para optimizar los resultados.

CARBOXITERAPIA PARA ELIMINAR LAS OJERAS MORADAS

Las ojeras moradas se producen por una congestión de los capilares del párpado inferior.

La carboxiterapia mejora la microcirculación de la zona, por lo que es un tratamiento indicado para eliminar esta congestión circulatoria.

En el caso de las ojeras, la dosis de CO2 aplicada es mucho menor que en el tratamiento de la celulitis. El incremento del flujo sanguíneo rompe el círculo vicioso congestivo, eliminando el tono violáceo de los párpados.

Por lo general, es necesario aplicar un mínimo de 4 sesiones, que pueden realizarse una vez por semana.

Tratamiento para ojeras

CARBOXITERAPIA PARA ESTIMULAR EL BULBO PILOSO EN LA ALOPECIA DIFUSA

La mejora de la microcirculación sanguínea y la estimulación de los vasos sanguíneos, dos de los beneficios de la carboxiterapia, mejoran el metabolismo cutáneo y, a su vez, repercuten en el bulbo piloso, ya que oxigenan el el cuero cabelludo y estimulan el crecimiento del pelo.

La acción conjunta de la carboxiterapia con otras técnicas, como la mesoterapia, la terapia regenerativa con factores de crecimiento, mejoran la densidad y vitalidad del pelo, reduciendo el ritmo de la alopecia.

Carboxiterapia capilar